26 abr. 2011

Ya fue

Peor que estar "enguayabada" es estarlo, y no tener tiempo para ocuparse de ello.
O sea, es como estar jodido, y no tener tiempo para asimilar que se está.
Y se me incrusta en la vida, y me dan ganas de pararme en medio de la Sadel a gritar, y me dan más ganas de comerme mi almohada.
Porque ya está bien de esto. No es la primera, ni la segunda: es la tercerda jodida vez que estoy en el "guayabo"
Y no entiendo por qué una es incapaz de pensar esto cuando está viendo que el carajo le gusta. 

Y no. Tampoco me arrepiento, pero es que... Mira, ya está, Andrea. Ya fue. 

4 comentarios:

  1. LAS ALMOHADAS SABEN BIEN , BUEN PROVECHO .

    ResponderEliminar
  2. Hola Andrea, ¿sabes que la serotonina te ayuda a tener mas control sobre tus estados anímicos? y ¿que el el guayabo puede ser una reacción natural del cuerpo ante una situación particular? No padezca mas ante esos guayabos que dan de golpe, mire que son intentos desesperados del subconsciente de ser feliz, aunque sea por un par de meses. Consumir alimentos con triptófano ayuda a aumentar los niveles de serotonina, este compuesto lo hayamos en avellanas, nueces y almendras, los antidepresivos de la naturaleza.

    (Pf, guayabo)

    ResponderEliminar
  3. ¡vino un ángel del cielo a explicarme lo que es la vida!

    ResponderEliminar

tú también diVagas